¿Buscas nombres para bebés no comunes? Llegaste al lugar correcto.

Empezar a pensar el nombre del bebé es una de las actividades favoritas de los futuros padres. Charlar del tema, jugar con las variantes, es una forma de ratificar la alegría del momento que están viviendo y de soñar con el hijo.

Empezar a pensar en nombres lindos para bebé es una de las actividades favoritas de los futuros padres; empiezan a jugar con los nombres combinados de niñas, de niños; hacen una lista de nombres, buscan los significados; en fin. Pero, si bien hay parejas que rápidamente y sin complicaciones eligen un nombre, en muchos otros casos el peso de la decisión a tomar provoca dudas y temores. Al fin y al cabo, el nombre es lo que primero identificará a un bebé, y lo acompañará toda su vida.

¿Cuáles son las dudas más comunes al buscar un nombre para tu bebé?

  • ¿Un nombre o un nombre compuesto?
  • ¿Un nombre con un claro significado o algo más personal?
  • ¿Un nombre común o uno no tanto?
  • ¿Apego a la tradición familiar o ruptura?

Otra duda que les puede asaltar es elegir el nombre antes del nacimiento o esperar a verlo. Algunas parejas consideran que ver al bebé les resultará inspirador, mientras que otras prefieren elegirlo de antemano y poder así llamarlo por su nombre desde que está en la panza.

Si eliges un nombre para el bebé no común ¿la familia debería opinar?

Las charlas y discusiones pueden volverse un poco más complicadas si también opinan los familiares. Ya sea por algún deseo poco disimulado de que le pongas el nombre de esa abuela que ya no está. Ya sea tradicional u original, lo importante es que tú y tu pareja estén contentos con la elección. Los amigos y familiares pueden opinar y sugerir, pero la decisión final es de ustedes. Y no es una elección para hacer a la ligera: posiblemente sea una de las decisiones más importantes que tomen para su bebé.

Si aún no has elegido el nombre de tu bebé te invitamos a usar nuestra herramienta Mi bebé se llama para tomar la decisión con la ayuda del abrazo Huggies.

Te puede interesar

Todo lo que pasa al comienzo del embarazo

En este momento es difícil que ya sepas tu estado de embarazo. Recuerda que tu fecha probable de parto tiene en sí un error de más o menos 2 semanas y que no comienzas a notar la falta de la menstruación hasta 4 semanas después de iniciada la anterior.

En general, para una mujer es difícil saber si está embarazada en los primeros días ya que los tests de embarazo no detectan este estado inicial y no comienza a notar la falta de su menstruación hasta 4 semanas después de iniciado su período anterior, en parte por eso las fechas probables de parto tienen siempre un error de, más o menos, 2 semanas. Y por eso, lo más probable es que en la semana 1 de embarazo difícilmente sepas de tu estado. Es decir que, o estás leyendo esto en una etapa más avanzada en tu embarazo, o lo estás haciendo porque quieres concebir y tienes muchas dudas. Si esta esta última es la razón este artículo te ayudará a aclarar algunas cosas que pasan en la primera semana de tu embarazo. Ten en cuenta que no hablaremos de desarrollo embrionario ni de síntomas del embarazo en los primero días, porque como ya contamos antes prácticamente no existen.

Hablemos un poco sobre la menstruación en la 1ª semana de embarazo

La menstruación permite que el cuerpo de la mujer se prepare todos los meses para un eventual embarazo. Comienza el primer día del período y dura un promedio de 28 días. No obstante, algunos ciclos pueden durar aproximadamente entre 23 a 35 días, si eres irregular. No todos los ciclos menstruales de la mujer son iguales todos los meses.

Este proceso permite el desarrollo de gametos (óvulos) que preparan el cuerpo de la mujer para un futuro embarazo. Los gametos son células sexuales que permiten la fecundación.

Durante la menstruación el organismo femenino libera el endometrio, recubrimiento ensanchado del útero y sangre adicional, a través del canal vaginal. Este sangrado puede ser leve, moderado o abundante

¿Cuántas semanas dura un embarazo?

40 semanas; que inician oficialmente el primer día de tu último período menstrual. Esto quiere decir que en realidad comienza antes de la concepción. Cada semana debe calcularse de acuerdo con el primer día de tu último período menstrual, así como con tu edad gestacional. Si estás buscando la concepción sigue tu vida habitual en cuanto a tareas, ejercicios y dieta sana. Además recuerda ingerir tu dosis recomendada de ácido fólico.

Te puede interesar